Cementerio de Highgate y museo británico

Esa mañana nos levantamos y terminamos de solucionar el percance con el hotel. Después de estar hablándolo y puesto que la culpa no había sido ni del hotel ni nuestra, el chico que nos atendió cedió y aceptó lo que le propusimos. Pagar el 50% cada uno del coste de la habitación privada, así que de 4 noches pagamos solo dos, pero lo que más rabia me dio fue la auténtica pasividad de hotels.com (con quien contratamos el hotel), que pese a que nos dijeron que efectivamente daba pie al error lo que ponía en su página, no se mojaron para nada y se limitaron a decir que mandásemos una reclamación por escrito cuando quisiéramos. En el momento les hubiera mandado un taco de folios de reclamación, pero una vez en Madrid y olvidado todo, ya te da pereza luchar contra una empresa de este tipo, que te va dando largas por todo y poniendo excusas para que luego seguramente no consigas nada… Mi tiempo vale más y para la próxima vez ya se con quien no tengo que coger un hotel.

Abadía de Westminster

La Abadía de Westminster… por fuera

Dejamos nuestros bártulos en la lueggage room ya que nuestro avión no saldría hasta media tarde y así podríamos aprovechar para visitar algunas cosas que nos quedaron pendientes. Lo primero que fuimos a visitar fue la abadía de Westminster, la iglesia más famosa de Londres donde se producen las coronaciones y entierros de la realeza. El edificio de estilo gótico se erige con aspecto de catedral justo detrás del parlamento desde el siglo X cuando fue un monasterio benedictino. Además de los difuntos de la realeza, en la iglesia descansan los cuerpos de personas tan ilustres como Charles Darwin, David Livingstone (…supongo), Isaac Newton o Charles Dickens entre otros y además se puede ver la tumba del soldado desconocido, homenaje a todos los caídos en las guerras. Bien… pues al final no entramos…

Abadía de Westminster

Estamos de acuerdo en que es un lugar imprescindible de visitar en Londres, con mucha historia y mucho interés monumental, pero sin valer el 2×1 de la promoción teníamos que desembolsarnos casi 40€ para entrar. El presupuesto se nos subió con el tema del hotel y pagar esa cantidad (que no digo que no sea justa), se nos salía de lo pensado. En su página web lo pone bien clarito… “La Abadía de Westminster se autofinancia en su totalidad. No recibe ningún apoyo económico del Estado, de la Corona o de la Iglesia de Inglaterra. Dependemos en gran medida de las entradas de los visitantes y de los donativos para sufragar los gastos diarios de la Abadía, así como para la conservación de este edificio histórico. Si hoy nos apoya, usted se habrá unido a millones de personas que han contribuido a salvaguardar el patrimonio de la Abadía”. Así que de momento no voy a contribuir a la salvaguarda, pero quizá algún otro día que ande por allí se tercie y entre. Justo al lado de la abadía podemos ver la iglesia parroquial de la cámara de los comunes conocida con el nombre de St. Margaret´s. En definitiva, que solo unas cuantas fotos por el exterior rodeándola y teníamos toda la mañana libre para improvisar.

Iglesia de St. Margaret´s

Cementerio de Highgate: Un lugar misterioso en Londres

En mi mente guardaba una visita comodín que me apetecía mucho hacer y que se salía de las típicas rutas turísticas. Se trataba de visitar el cementerio de Highgate, situado al norte de la ciudad, construido a la vez que otros para descongestionar los camposantos del centro durante la época victoriana. Para llegar a él fuimos en la línea negra hasta la estación de Archway, para luego andar y atravesar el bonito parque de Waterlow que se encuentra justo al lado del cementerio, en el que el frío congeló sus aguas estancadas y las aves mas que nadar, patinaban.

El cementerio de Highgate se divide en dos partes con entradas independientes. La parte moderna situada en el lado este es más barato entrar (2 o 3 libras) y no hace falta concretar cita para hacerlo. En él, la tumba más destacada es la del llamado “padre del comunismo”, Karl Marx. Pero nosotros no teníamos intención de visitar ese lado del cementerio y nos pusimos en la puerta del lado Oeste para entrar a la parte más antigua. Solo se puede acceder a él en visita guiada y desde luego, para mí, merece mucho la pena.

Cementerio de Highgate

El cementerio de Highgate abrió sus puertas en el año 1839 y poco a poco se convirtió en el lugar de descanso de la sociedad victoriana. Con el tiempo fue decayendo hasta que se cerró en 1975. El cementerio quedó en abandono y un grupo de voluntarios, los llamados “friends of Highgate Cementery”, volvieron a darle vida en forma de visitas y preocupándose por su estado. Este cementerio ha vivido cazas de brujas, leyendas urbanas e incluso se creyó que habitaba en él un vampiro. Bram Stoker se inspiró en Highgate para su famosa novela de Drácula, pero lo identificaba con el nombre de Kingstead. Su interior es un auténtico laberinto por donde perderse entre panteones, lapidas y cruces de ambiente gótico y romántico. La maleza se ha apoderado en buena parte del lugar y los ángeles de piedra se encuentran como en un bosque profundo. Es curioso de ver las estatuas que se encuentran custodiando las tumbas, desde un león, un perro o el propio busto del difunto.

Sin duda la parte más llamativa es la avenida egipcia, con dos pilares en la entrada y varios panteones a los laterales que dan paso a una plazoleta en el que rodearla por un momento solo y perder de vista al grupo se te pueden erizar los pelos. Poco a poco va terminando la visita pero yo siempre me quedo rezagado con mi cámara de fotos… este lugar es una mina para alguien que le guste la fotografía.

Zona egipcia

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Resto del cementerio

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Cementerio de Highgate

Una visita rápida (muy rápida) al Museo Británico

Desde el cementerio nos fuimos directos a la última visita que haríamos en Londres en este viaje. Hay ciertos museos en el mundo, que aunque no se sea aficionado de estos lugares, es casi imperdonable no visitarlo.

Museo Británico

Aquí en Londres por ejemplo sería el Museo Británico, famoso desde sus comienzos por albergar piezas universales de toda la humanidad. Préstamos y adquisiciones de todos los tiempos se encuentran bajo estas paredes. Parece que los ingleses sufren alguna enfermedad de coleccionismo entusiasta y te puedes encontrar desde monedas antiguas, budas y estatuillas egipcias hasta momias, decoraciones originales del Partenón y la mismísima piedra Rosetta. Esta última sería la pieza que más ganas tenía de ver. Gracias a esta piedra de granito, con un texto en tres tipos de escritura, el hombre actual ha podido descifrar los jeroglíficos egipcios y poder entender aquella cultura casi en plenitud. La verdad es que esta piedra no hay que buscarla mucho y justo en la entrada a todas las salas está expuesta en una urna de cristal. ¡No me la esperaba tan grande! Pero por fin la tenía delante de mí…

Museo Británico

No teníamos nada más que 2 horas como máximo para ver un poco por encima todo, lo que no es tiempo suficiente para un lugar como el Museo Británico. Se pueden adquirir audio guías que es muy recomendable, pero con el poco tiempo que teníamos, decidí comprar el libro recuerdo e ir leyéndolo según donde nos encontráramos. Vimos los apartados de Egipto antiguo, Oriente próximo, Grecia, Roma y Asía… En fin, que me hubiera quedado 3 horas más en este museo. Como en la mayoría de los museos de Londres, la cultura es gratuita y además no hay restricciones a la hora de sacar fotos… así que os dejo alguna por aquí.

Museo Británico

Museo Británico

Museo Británico

Museo Británico

Museo Británico

Museo Británico

Museo Británico

Museo Británico

Con pena salimos del museo con dirección al hotel para recoger las maletas y dirigirnos a Kings Cross e ir al aeropuerto.

Victor del Pozo

Quizás te interese...

Tagged , , , , , . Bookmark the permalink.

6 Responses to Cementerio de Highgate y museo británico

  1. Maria says:

    hola!! he visto tus fotografias del cementerio y son una autentica pasada.
    Este viernes 5 a las 6.00 a.m m voy d visita a londres, y desde octubre q cogi el billete tenia la premeditada idea de visitar la zona oeste del cementerio, ya k ese ambiente amazonico con las tumbas goticas en ruinas, parecen sacadas de una novela.
    Me gustaria saber si siemre esta abierto para comprar las entradas de la zona oeste dnd no esta karl marx, pork al aprecer dnd esta marx es menos impresinante el cementerio.
    cuanto es el precio de la entrada de la zona de tus fotografias y los dias abiertos, horarios y demas informacion util q consideres,
    Gracias!
    y felicidades por tus fotografias! son tremendamene buenas! 😉

  2. Maria says:

    Hola victor!!!
    Me encanta tu patria, q lo sepas, y eso q no soy de patriotismos q digamos jaja
    Llegue el martes de londres, y la verdad q vine encantada.
    Cuando encontre tu blog, ya habia hechado un vistazo por varias páginas de guías y la del cementerio en sí.
    Ponia que en marzo los fines de semana (que era cuando ibamos a ir a visitarlo) por las mañanas tenian pases cada hora a partir de las once hasta las dos y no hacia falta reservar por telefono como hay que hacer durante la semana, lo unico que decia algo de que no aseguraban entrada a todo el mundo, y me parecio algo tan relativo que decidi escribirte para ver si a vosotros os habia surgido algun problema.

    En conclusión, llegamos alli y ya la entrada era un tanto peculiar!
    Llevavamos alli desde las 11-15 y a menos veinte empezamos a entrar, y limito el acceso hasta 15 personas (a esto se referia con que no aseguraban entrada a todo el mundo).

    Una maravilla, que decirte que no hayas experimentado 🙂
    Esas tumbas, esos panteones de piedra de hace tanto tiempo, eran todo un misterio, y escondidos entre la vegetación y los árboles rizados…en fin! digno de visitar!

    A mi también m encanta ver lugares menos comunes, porque tienen mucho encanto y sin embargo se salen del conocimiento social en muchas ocasiones.
    Aunque muchas veces, que algo sea desconocido, significa que se preserva en mejores condiciones, nose…jejeje

    El guia era un cachondo, lástima no entender todas sus bromas! Me cachis! jaja
    Pero alguna historia curiosa si que comprendiamos, lo suficiente para dejarnos con la intriga del resto que no entendiamos jajaja

    T acuerdas de las antorchas hacia abajo de las puertas? Eso signica el fin dela vida, que el fuego se acaba.
    En la zona de los panteones alrrededor del árbol, había un panteón que era para una familia en la cual no paraban de morirse sus miembros con un margen estrecho de tiempo…todo un misterio! jaja
    Luego habia una escultura de un relj de arena con alas en otro de estos panteones, con simbolismo de que el tiempo vuela….
    Los angeles con capas o los objetos que decoraban algunas tumbas, era simbolo de valentia y que gracias a ello estarian bien haya donde supuestamente esten.

    Bueno, lo siento, no te saturo mas con el comentario infinito, jeje
    Muchas gracias! y sigue colgando entradas asi de chulas en tu blog! 😉

    P.D: Si alguna vez visitas de nuevo Londres, ve a NEALS YARD, es una pequeña plaza llena de magia y color dnd vivieron los Monty Paintons, acabarás encantado.

    Gracias!! 😉

  3. Victor says:

    Hola Maria!! Me alegro un montón que te gustara el cementerio y agradezco tu comentario muchisimo por que me has dado a conocer mas historias de este lugar. Yo de ingles no tengo ni idea y lo poco que sabia del cementerio era de leer en internet a base de traducir… Algo pillamos al guía pero muy poco y el mamonazo bromeaba con nosotros jejeje.. un tio encantador… lo mismo era el mismo; un hombre mayor, pelo blanco y bufanda al cuello jejeje…

    Sobre Neals Yard lo he visto una vez aquí en Madrid por internet pero desconocia su nombre. Desde luego me lo apunto para la proxima vez, por que si que tiene buena pinta el lugar. Muchas gracias por el consejo.

    Te agradezco mucho tu comentario!!!!

    Un saludo!!

  4. Helena says:

    ¡Hola Víctor!
    Esta es una de las cosas que se me quedó pendiente en Londres… La verdad es que este cementerio es una pasada…
    Otro lugar curioso que leí antes de ir hacia allá es Stamford Hill (el histórico barrio de judíos ortodoxos) y seven sisters donde se ha asentado la comunidad latina. Me los imagino como los barrios análogos de Nueva York, aunque no tuve ocasión de comprobarlo. Quedan pendientes para la próxima…
    Un saludo y muchas gracias por agregarme en tus links.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *